Candidatos al Congreso, Parlamento Andino y a la Presidencia por GANA PERÚ

Julio Armacanqui Floras

Nombre:Julio Pedro Armacanqui Floras

Región:Lima

Gana Perú
22

PROCEDENCIA, Y ESTUDIOS

1.1 Origen y Familia

Julio Pedro Armacanqui Flores, nació el 28 de Noviembre de 1941, en el Distrito de Laramarca, antes Provincia Castrovirreyna, hoy Provincia de Huaytará, en el Departamento de Huancavelica.

1.2 Estudios primarios, secundarios y universitarios.

Julio Pedro estudió hasta el cuarto año de primaria en Laramarca, entre 1947 y 1952 en 1953 se fue al Distrito de Córdova para concluir la educación primaria en la Escuela Estatal de Varones. Luego en 1954, se fue a vivir a Ica donde concluyó su educación secundaria en 1958, en uno de los más importantes centros escolares de la época, el Colegio Nacional “San Luís Gonzaga”

PRIMEROS HITOS DE SU LIDERAZGO

2.1 PRIMERA EXPERIENCIA GREMIAL

Siendo aún estudiante en la Universidad, también se dedicó a trabajar para pagar sus estudios. En la Universidad empezó a desarrollar sus primeras experiencias de organización gremial estudiantil, fue delegado de la Facultad de Educación y participó en las luchas por la nacionalización y para lograr mejores rentas para la Universidad.

2.2 INTERÉS POR LA VIDA GREMIAL, SINDICAL Y POLÍTICA
En 1961, cuando cursaba el segundo año de estudios en la Facultad de Educación, Julio Pedro ya enseñaba en algunos colegios particulares.

Uno de los colegios donde enseñaba, era el Colegio Cooperativo creado por padres de familia y administrado por un Abogado. En este Colegio inicio su primera experiencia de organización sindical. Conjuntamente con otros profesores, organizó la Asociación de Profesores del Colegio Cooperativo y fue nombrado Presidente de dicha Asociación.

Pronto empezaron los problemas en el Colegio y la Asociación tuvo que intervenir la Administración, porque no recibían sus pagos puntualmente.
Situación que permitió al Abogado enjuiciar al grupo de profesores “revoltosos”!, dentro de los cuales se encontraba Julio Pedro.

Las diversas acciones de lucha, desarrolladas entre 1961 a 1964, constituyeron en sus primeras experiencias de lucha gremial y sindical para Julio Pedro, las cuales lo llevaron hasta ser detenido en Seguridad del Estado. Así empezó a entender que “el único camino para reclamar derechos de los trabajadores era organizarse y luchar para defender sus derechos… a partir de ahí empiezo a interesarme y cuando terminé mis estudios en la Universidad como profesor, ya tenía de por medio esa experiencia que había afrontado”.

En 1964 ingresó a trabajar en el Magisterio como docente oficial en la Gran Unidad Escolar “San José” de Jauja, en el Valle del Mantaro. Allí enseñó un año y luego se trasladó al Colegio Nacional “Mariscal Castillo” en Huancayo.

Estando en el colegio Mariscal Castilla, impulsó la constitución del Sindicato de Profesores, llegando a ser nombrado su primer Secretario General. Según Julio Pedro, allí empezó a interesarse mucho más por el gremio de profesores.

Era la época cuando los profesores se encontraban divididos. Algunos sindicatos de profesores estaban controlados por el APRA y otros eran parte de la oposición que cuestionaba a la dirección aprista.

El grupo de profesores del Colegio donde trabajaba Julio Pedro se alineó con los sindicatos de oposición que estaban propiciando una “política más amplia de frente y la lucha contra un sindicato bajo control estrictamente partidario. Así empezamos la carrera en el sindicato, interesado en los problemas de los maestros y sus reivindicaciones”.

DESARROLLO DE SU LIDERAZGO GREMIAL

SINOPSIS BIOGRÁFICA DE JULIO PEDRO ARMACANQUI
ORGANIZADOR, FUNDADOR DEL SUTEP
________________________________________
III. DESARROLLO DE SU LIDERAZGO GREMIAL

3.1 Del SIRPESCO al SINPES y la FENEP

En 1965, Julio Pedro participa activamente en la formación del Sindicato Regional de Profesores de Educación Secundaria Común de la Tercera Región SIRPESCO III REGION y es elegido como Secretario de Organización y como tal, desarrolla intenso trabajo para organizar los Sindicatos de Base y Provinciales de los Departamentos de Ayacucho, Junín, Huancavelica, Pasco.

En 1967 en el Congreso Regional realizado en la ciudad de Cerro de Pasco, es elegido democráticamente como Secretario General del Sindicato Regional de Profesores de Educación Secundaria Común del Centro del País SIRPRESCO III Región, cuyo lema era “Por una Patria grande y libre un magisterio digno y unido” que expresaba con claridad el rol fundamental del magisterio en el desarrollo del país.

3.2 Interés por fortalecer la organización gremial de profesores.
En 1968 conjuntamente con los dirigentes de los otros sindicatos regionales constituyen la Federación Regional de Trabajadores en la Educación de la Tercera Región y Julio Pedro, es elegido como Presidente. Esta Federación Regional integra a todos los maestros de la región, aún sin disolver todavía los niveles educativos, primaria, secundaria, técnica y educación física. Sin embargo, significaba un importante avance en la dirección de forjar un solo sindicato que integre a todos los maestros de la región..

En enero de 1971, los profesores de Educación secundaria organizados en el SINPES, que se encontraban divididos y por presión de las bases, deciden unificarse y convocan un Congreso de Unidad en la ciudad de Huancayo.

A dicho Congreso asisten los sindicatos Bases, Provinciales y Regionales de Educación Secundaria Común que tenían la orientación aprista así como también los que tenían orientación de izquierda, en dicho evento es elegido Julio Pedro Armacanqui Flores como Secretario General del SINPES UNIFICADO. El nuevo Comité Ejecutivo se propone como objetivo fortalecer la unidad de los maestros de Educación Secundaria así como crear las condiciones para impulsar la lucha para exigir la solución de las justas demandas del magisterio y, para tal efecto, era consciente que se requería no sólo fortalecer la unidad del SINPES sino del conjunto del magisterio organizado en torno a la FENEP y, para lograr ese propósito priorizan la visita a los maestros de provincias para garantizar el éxito del Paro Nacional del SINPES del 11 de Junio de 1971 y preparar la Huelga nacional del magisterio.

3.3 Ideales Políticos
Julio Pedro se definía como una persona vinculada a los movimientos progresistas del país. Luchando contra todo lo que significaba la desigualdad social, la búsqueda de la distribución equitativa del producto nacional. En ese sentido, se vinculo a un grupo de intelectuales que editaban la Revista “Sociedad y Política” como Aníbal Quijano. Julio Cotler, Denis Sulmont, César Germaná, Rodrigo Montoya y otros. Yo me vinculé a ellos más o menos el año 1972.

Luego, participó en un movimiento político que se llamó el Movimiento Revolucionario Socialista MRS. Movimiento que tuvo una corta vida y terminó disolviéndose como muchas otras experiencias habidas en el país.

HITOS HISTÓRICOS DE SU LIDERAZGO

Luego del exitoso Paro Nacional del 11 de junio de 1971, convocado por el SINPES UNIFICADO pero que es acatado por todos los maestros de los distintos niveles, asumió la Presidencia de la Federación de Educadores del Perú (FENEP), porque en esa época, este cargo se ejercía de manera rotativa entre los Secretarios Generales de los niveles de primaria, técnica, educación física y secundaria.

En el año 1971, Julio Pedro y otros dirigentes empezaron hacer un trabajo ligado a las bases, generaron las condiciones para las luchas del magisterio desde las bases. Se empezó a plantear la necesidad de impulsar un nuevo nivel de organización, superando los niveles de organización por niveles educativos y forjar la unidad de los maestros en un solo sindicato.
Como tal organiza y conduce la huelga de 1971 en su condición de Presidente de la FENEP exigiendo al gobierno militar de Juan Velasco Alvarado, la solución de las justas demandas del magisterio. La huelga de 1971 fue un hecho muy importante para el Magisterio .Según Julio Pedro, marca el punto de quiebre en la historia de las luchas del magisterio peruano, porque no solo fue una lucha reivindicativa sino que también generó las condiciones para la disolución de los sindicatos por niveles primaria, secundaria, técnico, educación física y sentó las bases para la constitución de una sola organización sindical sin distinción de niveles educativos.
Los maestros del Perú no habían hecho huelga desde 1967, pese a la difícil situación económica que atravesaban. Esa huelga de 1967 terminó con el levantamiento de la misma sin consultar a las bases. A partir de allí los maestros del país sufren una gran frustración y asumen una actitud de rechazo a los dirigentes. Desde los 50 hasta los 70, ser dirigente sindical era sinónimo de ser potencial traidor y/o componedor de los problemas del magisterio por razones de tipo político partidario o personal.

Es importante precisar que en el año 70 se organiza en Lima el Comité Magisterial de Unificación y Lucha (COMUL) Movimiento que surgió como una respuesta a la actitud conciliadora y pro patronal de los dirigentes de entonces. Fue una rebelión de las bases contra las direcciones pro patronales.Este sector de profesores que tenían influencia en Lima contribuyó de manera importante al proceso de unidad del magisterio nacional.

En cumplimiento de las resoluciones de la I Convención Nacional de la FENEP realizada el 13 y 14 de agosto de 1971, el Comité de lucha de la FENEP decreta la Huelga Nacional del magisterio a partir del 1º de Setiembre de 1971 bajo la dirección de Julio Pedro como Presidente de la FENEP, la misma que fue masiva y contundente y contó con el apoyo de diversos sectores sindicales y populares del país.
Sin embargo, los dirigentes vinculados al PC que tenían presencia burocrática en los niveles de primaria, técnica, educación física, y que políticamente apoyaban al gobierno Militar del General Juan Velasco Alvarado, deciden romper el Comité de Lucha de la FENEP. Las bases condenan esa actitud y se pronuncian mayoritariamente ante la consulta orgánica hecha por el Comité de Lucha, por la continuación de la Huelga desenmascarando de ese modo a los dirigentes pro patronales del PC, aliados del gobierno militar.

El día 14 de setiembre de 1971 el gobierno de Juan Velazco Alvarado dispone la deportación a España de los principales dirigentes del Comité de lucha. Sin embargo, las bases no caen en el juego y ratifican masivamente la continuación de la Huelga Nacional con acciones más radicales en todo el país.

Las reivindicaciones que planteamos fueron económicas, mejores condiciones de trabajo, reposición de los maestros despedidos, la transformación de la Mutualista Magisterial en una institución al servicio del magisterio, etc. por lado el gobierno militar en pleno proceso de la huelga nacional, concedió un irrisorio aumento que los maestros no aceptaron y continuamos la huelga nacional.

A partir de la huelga de 1971, los dirigentes consecuentes con el mandato de las bases logran ganarse el respeto de los maestros del país, porque en la lucha habíamos demostrado que no todos los dirigentes eran traidores. Este hecho le dio un liderazgo reconocido por las bases. La acción de los dirigentes en la Huelga de 1971, y posteriormente el esfuerzo que hicieron por construir el SUTEP determinó una nueva imagen de dirigentes consecuentes que estaban interesados en hacer cosas diferentes a la que habían venido haciendo los dirigentes pro- patronales.

LIDERAZGO

5.1 Estilo de Liderazgo
Julio Pedro decía que el liderazgo no se impone, porque uno habla bonito o porque tiene una estructura partidaria grande, sino porque uno logra expresar el sentimiento mayoritario de las bases y uno logra, en algún sentido, expresar las aspiraciones de ellos, creo que es eso, la base principal de un liderazgo.

Se le recuerda como un buen dirigente del magisterio por haber tenido un buen nivel político y pedagógico. Por ello, se le recuerda y llama con mucho respeto y cariño como “El Viejo”. Al respecto nos manifestó que probablemente han valorado la dedicación, el empeño que le pusimos. “Renunciamos a toda aspiración personal. pusimos por delante el interés colectivo de los maestros. Renunciamos aspiraciones personales, lo importante es que estuvimos mucho más estrechamente vinculados a las bases, llegando a ellas, conversando con ellas”. Es posible que ese hecho de una y otra forma, haya sido valorado por los maestros del país. Por consiguiente ese apelativo que usted señala, “El Viejo”, es un apelativo que se da como un afecto por el trabajo realizado.

Pero por otro lado, desde que se constituyó el SUTEP buscó siempre la participación de las bases y así cambiar la incorrecta práctica y percepción que se temía de los dirigentes sindicales. Dice él, buscábamos poner en acción una dinámica distinta a las que venía dándose antes. Porque las decisiones en los sindicatos, no lo decidía en lo fundamental los maestros de base, sino lo decidía los que tenían la dirección política partidaria del movimiento. Entonces, era la organización partidaria el que decidía “quien tenía que ser el dirigente y quien no”. De ese modo, decidían cómo componer una determinada dirección en cualquiera de los escalones sindicales. Esa era la práctica de como imponían a los dirigentes al margen de la decisión de las bases.

Había también en la conciencia de los maestros, de las décadas del 40, 50 hasta el 70, la percepción de que ser dirigentes, era sinónimo del potencial componedor de cosas, del que ponía por delante el interés personal o partidario antes que los intereses del magisterio.

Nosotros estábamos contra todo eso y, cuando constituimos el SUTEP aprobamos primero los Lineamientos de Unidad del Magisterio Peruano y luego se incorporo en el Estatuto algunos mecanismos que cambiaban las formas de selección y elección de los cuadros de dirección del sindicato. Entonces propusimos, que los congresos del SUTEP ya no elijan a los dirigentes entre los delegados directos al congreso, sino que los dirigentes sean elegidos democráticamente desde abajo, desde las mismas bases.

En esa época había 9 regiones educativas en el país, por tanto eran 9 Sindicatos Regionales. Entonces según Julio Pedro, “propusimos que cada región sindical eligiera, en su congreso regional, democráticamente; dos representantes al Comité Ejecutivo Nacional del SUTEP”. Por tanto, el Congreso solo elegía cargo por cargo entre lo 18 dirigentes representantes de las 9 regiones, los cargos que debían ejercer en el CEN del SUTEP.

Esta elección de los dirigentes desde las bases, ya no permitió la continuación de las viejas componendas de los partidos políticos en el mismo Congreso, sino que las mismas bases decidían de acuerdo a la correlación de fuerzas de cada jurisdicción y así se garantizaba una composición de Frente Único del sindicato y el CEN del SUTEP.

En los lugares donde trabajé, en los cargos que desempeñe, siempre busqué llegar a las bases, ser expresión del sentimiento de ellas, estar con ellas y poner por delante sus intereses. Eso es, desde mi punto de vista, el eje del trabajo que debe hacer cualquier organización de masas y de las propias organizaciones políticas. sí realmente buscan expresar los intereses de los sectores a los que aspiran representar .Su interés por un trabajo de Frente Unico orientó siempre su accionar en la vida del gremio sindical de los maestros. Por eso es que en el Primer Comité Ejecutivo del SUTEP estuvieron las diversas tendencias. Estuvieron los distintos partidos, estuvo el APRA representado, porque tenía influencia en algunas regiones, de ese modo, estuvieron las más diversas tendencias de izquierda en el seno del primer Comité Ejecutivo, porque entendíamos que el sindicato debía y tiene que ser un frente sindical independientemente de la opinión política que cada quien profesa.

Por otro lado, se preocupó por la permanente renovación de los dirigentes del magisterio: propusimos la no reelección inmediata de los dirigentes al término de sus mandato orgánico, con el propósito de que se promuevan nuevos dirigentes y que no se enquisten dirigentes de manera permanente en la dirección del sindicato y bloqueen la posibilidad del surgimiento de nuevos líderes desde las bases.

Propusimos también la revocatoria del mandato de los dirigentes, esto significa que si un dirigente ya no respondía a las aspiraciones de las masas, ese dirigente debía ser cambiado por su propia región. Si el dirigente regional que había elegido venía a Lima y decidía por sus propios intereses partidarias o personales, al margen de la decisión de su región; la región debía tener el derecho de reemplazarlo por otro que responda a las aspiraciones de los maestros. Lamentablemente, todos estos avances de democratización interna del sindicato ha sido cambiado y, hoy ya no es ese el sentido de la composición del Comité Ejecutivo Nacional. Creo que si esto lo hubiéramos perfeccionado, habríamos tenido un contingente mayor de líderes sindicales, la mística con que el surgió el SUTEP por los años 70 y se mantuvo hasta la mitad de los 80, podía haber consolidado una estructura democrática del sindicato.

Entre 1980 y 1984, Julio Pedro tuvo el cargo de Secretario de Defensa del CEN del SUTEP. Al terminar su periodo dejó de ser dirigente nacional y se mantuvo como dirigente de base del SUTE XV Sector y posteriormente del SUTE XIX Sector hasta 1992 año en el que cesa en el ejercicio de la docencia.

Actualmente se dedica a organizar una experiencia familiar. Según él … una experiencia importante, que agrupa a la familia en la búsqueda de retomar los principios de solidaridad y reciprocidad, a través de la ayuda mutua entre los familiares. Además como tiene el reconocimiento de muchos maestros se dedica a orientar a las jóvenes dirigentes del magisterio.

5.2 Principios Eticos
Julio Pedro fue dirigente del SUTEP en diversos cargos. En el Congreso del Cusco (1972) no aceptó ningún cargo de dirección, pese a que su región sindical, el SUTE de la Tercer Región, lo había elegido como uno de sus representantes para ser miembro del Comité Ejecutivo Nacional del SUTEP y por tanto tenía derecho, a ser miembro del Comité Ejecutivo Nacional.

Pese a este derecho que su representada regional le concedía, Julio Pedro renunció a tener dicho cargo nacional para dar paso a nuevos dirigentes. Según él renuncio porque era partidario de que los dirigentes debían dar paso a otros dirigentes porque había que estimular la aparición de un nuevo contingente de dirigentes. Entonces yo vi que era una contradicción entre lo que estaba proponiendo y a la vez sentía que era como aprovechar de un liderazgo que había ganado en el magisterio a raíz de la huelga del 71. Entonces reuní a la delegación de la III región en el mismo congreso del Cusco y les pedí que eligieran a otro en mi reemplazo y es así que eligen a otro delegado y yo me eximí de participar en ese proceso de elección en el Congreso del Cusco, en el año 1972 y propicie activamente la elección del c. Horacio Zeballos Gamez como Secretario General del SUTEP, en el Congreso del Cuzco.

Julio Pedro dice que un buen líder tiene que tener en primer lugar una clara visión de lo que es una organización de masas, un sindicato. Señala que debe ser un hombre que tenga una opinión formada social y política, aún cuando no partidaria, porque necesariamente en el sindicato confluyen las diversas tendencias. Debe ser una persona con capacidad de tolerar las diferencias al interior de la organización sindical, porque es la existencia de esas, tendencias contradictorias las que fortalecen cualitativamente al sindicato y a la vez hace que toda organización de masas, madure, amplié sus bases sociales. Si no se produce, la organización sindical irá hacia la burocratización, entonces ya no será la representante auténtica de las bases, sino representante del grupo o del partido.

En segundo lugar, tiene que ser un hombre comprometido con las bases debe vincularse con las bases y ser siempre la expresión de ellas.

En tercer lugar, promover, permanentemente nuevos cuadros, nuevas generaciones de cuadros sindicales. Los dirigentes deben estimular el surgimiento de otros líderes y cumplir un papel más de apoyo, de asesoría, de educación para esos nuevos cuadros de dirigentes.

Y por último, deben ser honesto y sincero con las bases. No debe engañar, ni puede prometer algo que no se pueda lograr, ni puede camuflar un acuerdo mal hecho y presentarlo como una conquista para los maestros. Ser capaz de defender las conquistas logradas y eso solo se puede hacer movilizando a las masas y no se puede movilizar a las masas mientras no se crea de manera consciente una mística en los maestros y eso solo se logra cuando los maestros conscientemente se sienten parte del sindicato. Por que sus aportes son valorados y se sienten defendidos en sus derechos.

Un dirigente siempre debe ser partidario de la necesidad de socializar el poder político. Es decir, debe entender que el poder está en las bases y que los dirigentes sólo son sus representantes conyunturales y ellos deben impulsar las acciones en relación directa con las bases, por ello, siempre hemos propugnado el Frente Ùnico en el sindicato y en toda organización popular.

5.4 Reconocimiento de su liderazgo

A Julio Pedro lo reconocen como un dirigente de un “Buen nivel político y pedagógico” que en muchas situaciones se constituía en “la cabeza que había que perseguir y apresar para intimidar a los maestros de base.

Al respecto manifestó que … todo gobierno, en particular el gobierno militar, tiene como propósito reprimir a la cabeza visible del Sindicat,o por ello cuando hacen la redada en el 1973 y nos llevan al SEPA, yo no era dirigente del SUTEP, porque había dejado la dirección en el Cusco, había vuelto a mi base, a mi colegio “Santa Isabel” de Huancayo donde apoyaba a los maestros conversaba con ellos, pero no era un cuadro de dirección, ni siquiera en el colegio, ni en la provincia, ni en la región. Sin embargo, cuando viene la redada, soy el primero en ser ubicado, el primero en ser perseguido y detenido.

En el año 1974 cuando salen los dirigentes en libertad del SEPA por la presión de los maestros de base del sur, del centro y de todo el país, después de 8 meses, se apertura el trato directo con el Gobierno Militar y Juan Velasco Alvarado recibió en Palacio a los dirigentes del SUTEP. Estaban Horacio Zeballos como Secretario General, Arturo Sánchez Vicente como Sub Secretario General y otros dirigentes.

Cuenta un hecho anecdótico y señala que cuando Velasco miró al conjunto de los dirigentes presentes y dijo: ¿Dónde está Armacanqui? ¿Por qué no ha venido? Velasco, según la apreciación de un dirigentes que participo en la entrevista, Velasco, tuvo la idea que Julio Pedro no había ido a la reunión en palacio porque no creía en el trato directo o sea era considerado como intransigente. Sin embargo, Julio Pedro señala que no había ido a dicha entrevista porque el ya no era miembro del Comité Ejecutivo Nacional del SUTEP.

De otro lado, los dirigentes del APRA, de la Izquierda reconocen a Julio Pedro como un dirigente democrático a quien hay que respetarlo y considerarlo.
Según palabras textuales de él mismo: Este hecho se debe “probablemente porque he sido muy abierto, nunca fui un dirigente sectario… todo dirigente debe confrontar ideas, conversar, pero debe rescatar lo positivo de las propuestas de las distintas tendencias y ser capaz de levantar una alternativa. En ese sentido yo me he llevado bien con los dirigentes de las distintas tendencias y también
con los compañeros del CEN de Patria, quienes no siempre me aceptaron porque me consideraban como un enemigo a quien había que aislar sobretodo en los años 74,75,77,en particular en el Congreso de Huancavelica. Sin embargo, los compañeros de PATRIA, después de esos incidentes, se ven precisados de aceptar mi incorporación a los comités ejecutivos posteriores.De ese modo, en el II Congreso Nacional en 1978, en Puno, porque había sido elegido como representante del SUTELM, para ellos yo era un reformista, Ese era el lenguaje que usaban contra mi en ese momento como parte de su táctica para aislarme”.

Julio Pedro, conjuntamente con otros amigos sindicales hicieron algunas publicaciones para difundir sus puntos de vista. Primero editaron un periódico llamado “Maestro Sutepista” como vocero del XI y XV Sector. Luego editaron los Cuadernos sindicales de “Educación y Lucha”. En estos medios proponían que el SUTEP retome los principios originarios aprobados en el Cusco: el criterio de Frente Unico, un sindicato con participación de todas las tendencias. Siempre manifestaron estar en contra de considerar al sindicato como propiedad de algún movimiento o partido político.

Desde allí buscaban retomar el carácter de Frente Unico del Sindicato y formaron lo que se llamó la Coordinadora Sindical Clasista en contraposición a las orientaciones que daba los compañeros del Comité Ejecutivo Nacional. Según Julio Pedro, no éramos antagónicos lo que buscábamos era fortalecer el SUTEP desde las bases en base a una correcta política, de frente Único. Esto fue más o menos entre 1984 y 1990, los cuadernos de Educación y Lucha se editaron hasta el Nº 16.


>

Comentarios
  1. CIRILO dice:

    POR LUCHADOR HONESTO Y COMBATIVO POR UNA REALIDAD DE LA REVOLUCION EDUCATIVA QUE TANTO ANHELA NUESTRO PAIS Y ERES LA ESPERANZA DE TODOS LOS MAESTROS Y NOS REPRESENTARAS EN EL CONGRESO A TODO EL MAGISTERIO NACIONAL.

  2. Numa Armacanqui dice:

    Adelante, Julio Pedro Armacanqui, hasta la victoria final.

  3. Numa Armacanqui dice:

    Adelante, Julio Pedro ARMACANQUI FLORES, hasta la victoria final!

  4. Guillermo dice:

    FUNDADOR HISTÓRICO DEL SUTEP, EL CONGRESO ES EL ESPACIO PARA QUE LE DES EL BRILLO Y LA CAPACIDAD QUE TE CARACTERIZA.
    ADELANTE, LA VICTORIA ES NUESTRA.

  5. ROCIO ALLAUJA dice:

    LA EDUCACION ES LA BASE DEL PROGRESO, DON JULIO SIGA ADELANTE Y LE AGRADEZCO LA VISITA AL DISTRITO DE SAN JUAN DE LURIGANCHO Y SOBRE TODO A NUESTRA BASE JOSE OLAYA, POR UNA SOCIEDAD MÀS JUSTA Y MAS EQUITATIVA, Y POR UNA MAYORIA EN EL CONGRESO MI VOTO ES PARA USTED, SEA UN DIGNO REPRESENTANTE DEL PUEBLO.

  6. christian moises dice:

    VAMOS JULIO PEDRO ARMACANQUI ERES LA VOZ DE TODOS LOS DOCENTE DEL PERU EN EL CONGRESO DE LA REPUBLICA TU NOS REPRESENTAS, HOMRE LUCHADOR ,GUERRERO ERES EL ESCOGIDO QUE NOS REPRESENTARAS EN EL CONGRESO X DIOS asi lo quizo OLLANTA PRESIDENTE- J.P AL CONGRESO

IMPORTANTE: En caso considera que un mensaje debe ser retirado, escriba a: candidatos.com.pe@hotmail.com indicando día y hora del comentario.

Ingresar Un Nuevo Comentario

You must be logged in to post a comment.